TRADUCTOR

viernes, 22 de noviembre de 2013

22, 23, 24


22
Hoy puedo decirte que permanecerás siempre, 
entre mis recuerdos más queridos.
Entre mis sonrisas fugaces, 
estará la noche que quisiste atrapar la luna 
que navegaba trémula en el lago,
donde te metiste desnuda, a buscarla.
Paisaje inolvidable.
-------------------------------------------

23
No podia ser de otra manera.
Todos esperaban que Bukula llegase por el camino del norte. 
Cargado con los productos de su cacería.
Todos lo habían visto partir y el consejo de ancianos
lo llenó con recomendaciones.
Él, había elegido cazar de noche, 
decía que era mejor, que se sentía más cómodo.
Pero al amanecer aún, no habia regresado.
Los hombres se dispusieron a salir a buscarlo ante su tardanza. 
Pero un grito tremendo pidiendo auxilio, 
sacudió a todos aquella mañana.
Se dispusieron a armarse con todo lo que tenían 
y salieron en aquella dirección.
Los mayores mandaron a las mujeres y a los niños a sus chozas.
Pero los leones, 
entregaron el cuerpo del cazador sin vida 
cuando el sol aparecía rojizo y sereno por el horizonte.
----------------------------------------------------

24
Ella se desviste.
Parece que camina en puntas de pies,
desde el dormitorio hasta el baño,
desde el baño hasta la cocina.
Su figura se vuelve graciosa
cuando sacude su cabello para secarlo, 
envuelta en la toalla de baño.
Y luego la dulce ceremonia de acostarse, 
de tomar un libro y de leerlo hasta apagar la luz.
Desde la ventana de mi departamento
miro el espectáculo esperanzado, 
que al día siguiente, 
mi vecina renueve su diario ritual.

-----------------------------------------------------------













José Antonio Ibarrechea
diceelwalter@gmail.com

1 comentario:

  1. Como siempre Ibarrechea, tus escritos son geniales. Al.

    ResponderEliminar

El comentario estará sujeto a la aprobación del equipo y su administrador. Gracias.